Científicos del Instituto Milenio IMII y médicos de la Universidad Católica crean test que diagnostican causas de la hipertensión

Por primera vez en Chile será posible identificar algunas causas de la hipertensión arterial de manera rápida y certera, gracias a un test de diagnóstico que elaboraron científicos y médicos de la Universidad Católica de Chile y el Instituto Milenio de Inmunología e Inmunoterapia (IMII).

El examen, que está disponible para todo público, busca determinar una serie de hormonas, algunas de las cuales sólo eran analizadas con fines de investigación. Para el dr. Carlos Fardella, conocer causas de esta patología silenciosa que afecta a 1 millón de chilenos, es fundamental para los pacientes.

dr-fardella-imii“Esta nueva tecnología, recién incorporada en nuestro país, permite analizar si existen esos factores hormonales asociados. Y eso es vital, ya que muchas veces la normalización de la presión arterial, no protege del daño que estas hormonas realizan directamente en el corazón y vasos sanguíneos y que pueden provocar graves complicaciones”, señala.

El test se ha implementado gracias a la adquisición de un equipo de alta tecnología (Instrumento de Cromatografía líquida), que por primera vez se incorpora a la actividad asistencial del laboratorio clínico de la Red Salud UC – CHRISTUS. “Permite analizar con precisión y exactitud las muestras de sangre de pacientes hipertensos”, explican los doctores Carmen Campino y Fidel Allende, integrantes del proyecto.

Además, la herramienta incluye un informe que permite interpretar los resultados, entregándole al médico tratante al menos seis diagnósticos de diferentes patologías que podrían estar involucradas. Fardella explica que “que normalmente podían pasar desapercibidas y llevar al paciente a ser catalogado como hipertenso esencial, es decir, portador de una hipertensión de causa desconocida”.

El equipo que lidera el proyecto, lleva más de quince años investigando los factores hormonales que producen hipertensión arterial. “De acuerdo a esa experiencia, esperamos encontrar un diagnóstico etiológico en alrededor de un 20% a 30 % de los sujetos que se realicen el estudio. Entre las afecciones más frecuentes que hemos encontrado, destacan aquellas que son secundarias a las hormonas aldosterona y cortisol”, señala el dr. Fardella.

Para el endocrinólogo poder saber por qué sube la presión arterial, es fundamental al momento de entregar tratamientos más específicos y eficaces. “Ejemplo de ello, los casos de tumores que producen aldosterona, o en las situaciones que se altera el metabolismo del cortisol. De esta forma, conociendo el origen, se puede emplear cirugía laparoscópica o fármacos específicos que bloqueen la acción de estas hormonas, normalizando con ello no solo la presión arterial, sino que el daño que hacen estas hormonas directamente en el corazón y vasos sanguíneos. También, permite usar menos medicamentos, disminuyendo los costos del tratamiento, los efectos adversos y beneficios a su calidad de vida”, sentencia.

Por estas mismas razones, es que las expectativas futuras de los investigadores también apuntan a masificar el uso del test a lo largo de Chile. “Sería altamente positivo que el Ministerio de Salud pudiera considerar este método para realizar estudios masivos en la población hipertensa”, afirma el Dr. Fardella.

En este proyecto también colaboran los Dres.  Cristian Carvajal (Jefe del Laboratorio de Endocrinologia), René Baudrand, Andrea Vecchiola, Carlos Lagos y Sandra Solari, quienes además han conformado el centro de medicina traslacional CETREN, focalizado en transferir los avances de la investigación biomédica a la práctica clínica.

En esta entidad, que también integra alumnos de doctorado y pregrado, se han realizado estudios sobre componentes genéticos asociados al riesgo o desarrollo de hipertensión, y a las alteraciones en estas hormonas. Al respecto, los científicos explican que la hipertensión también se da en familia, razón por la cual “es posible que la causa que provoca esta afección, se esté transmitiendo de generación en generación”. Debido a ello, recomiendan ampliar los estudios al espectro familiar. “Al detectar un nuevo caso es importante realizar un estudio a parientes cercanos: padres, hijos o sobrinos”, detalla el Dr. Fardella.

2017-01-25T16:12:09+00:00